HISTORIA

Principios década 1940

Jugar al rugby, como practicar cualquier deporte, era propio de los que estudiaban, no tenían que trabajar,  o disfrutaban de un trabajo que les permitía hacer deporte.

En Cantabria el rugby aparece tras una corta experiencia de los años 40 en la que como en otras regiones, el SEU se encarga de promocionar el deporte entre la juventud que en esa época tenía tiempo para ello. De la misma forma que apareció, desapareció. Pero hay cinco años de práctica intensa para algunos jóvenes de esta región.

En 1969 se inaugura el Complejo Municipal de Deportes. Tiene un campo de futbol, otro de hockey y uno de rugby dentro del anillo de atletismo.

1970-1971

En 1970, se lanza una convocatoria a los jóvenes mayores de 16 años para acudir al recién construido Complejo Municipal de Santander. Al primer sábado se presentan la mayor parte estudiantes, enseñados por Francisco Arenal y otros compañeros colegiales suyos como los hermanos Camarero y Felipe Abad. Roger Moore, joven canadiense estudioso de Quevedo, ayuda a formar un equipo que se enfrentaba todos los sábados a los otros estudiantes de la Residencia Torres Quevedo.

Tras visita de la selección nacional juvenil, se constituye la FCR con Juan José de la Lastra Santos como presidente, el primer encuentro oficial, tiene lugar el 13 de junio de 1971 entre la primera Selección Cántabra y el G.C. Covadonga de Gijón.

1971-1972

Por lo tanto, el rugby en el ambiente universitario de Cantabria existe desde antes de la propia universidad cántabra. Los primeros encuentros allá por el año 1971 entre Facultad de Ciencias y Caminos, se disputaron bajo la disciplina de la Universidad de Valladolid.

Años 70 y 80

Después de varias ligas universitarias paralelas a la corta competición federada, y con equipos federados como Ciencias, Medicina, y otros de menor vida como Empresas, Peritos, Náutica, en 1983 Javier Cuevas funda el Universitario R.C. y por otro lado unos locos con mayoría del Calasanz van al notario y fundan el Estudiantes. En 1986 comienza el Universidad de Cantabria como equipo federado bajo el control de la propia universidad. Servirá de cobijo de unos y otros, estudiosos y no tan aplicados.

Años 90

A finales de los años 90, se alcanza el mayor éxito del club, como es el ascenso a Primera División, que entonces estaba compuesta por cuatro grupos y solo un grupo de División de Honor por encima. Los desplazamientos a Galicia, Salamanca, Valladolid, Asturias y Burgos, y las exigencias deportivas de un equipo B y un Juvenil, hicieron de esa época la de mayor sacrificio económico y de recursos de un incipiente club con entidad propia. También se participa en dos campeonatos de España Junior que tienen lugar en Valencia y en Valladolid.

Masculino historiaPrimer partido del Universitario R.C. en Primera División Nacional

Los costes se elevan y al no poder asumir la Universidad de Cantabria los gastos derivados de estas competiciones, se pasa por otra época de penuria económica, en la que además se acomete la construcción del campo del Instituto A.G. Linares, vieja aspiración del rugby cántabro, pues no se olvidan los entrenamientos en el campo del Torres Quevedo (cada año más pequeño) o en playas, parques y otros lugares menos dignos. Así como los partidos en campos más parecidos a patatales, o con líneas rozando con esquinas de iglesias, eras abonadas, o campos de futbol mal prestados. Sin contar las malas duchas, cuando las había, en fríos talleres o baños en la misma mar.

A finales de los 90 se formó un equipo femenino que sobrevivió hasta primeros de este siglo.

Femenino historiaEquipo femenino en el año 2000

Siglo XXI

El Universitario Rugby Club firma convenios con la Universidad de Cantabria y con el Instituto A.G. Linares y, -ayudados por la Consejería de Educación, y por el Ayuntamiento de Santander- tras varios años de obras, se inaugura el 18 de mayo de 2002 un campo de rugby que hoy cuenta con unas mejoras que le han convertido en un terreno excelente y con las medidas adecuadas para el juego. En él se han venido desarrollando los partidos de los equipos de la Universidad de Cantabria, de la Escuela del Instituto A.G. Linares y del Veteranos de Cantabria. Con la asociación ACNAMA se mantiene la instalación y las zonas verdes.

Encuentro del Universitario RC en el campo del IES A.G. Linares

En 2001, el Universitario R.C., ayudado por el Oviedo R.C. Biarritz, Aviron, y los clubes de Valladolid, se enfrenta nada más y nada menos que a la URBA, que se queda sin jugar frente al Dax en medio de la crisis de las vacas locas.

Se ha pasado por Ligas Cántabras, interautonómicas con Asturias, Liga Vasca, Primera Nacional en diferentes  modalidades, y finalmente liga con Castilla y León. Nos hemos hermanado con Entente Sevignacq Vallé du Gabas, en pequeños, senior y veteranos. Hemos hecho el Camino de Santiago Pro Fabien. En Veteranos hemos jugado encuentros muy significativos con El Salvador, Arquitectura, Aviron, Sevignacq, Oviedo, y últimamente con todo le mundo… pero en la playa.

Una vez consolidado el campo de rugby, se retoma la idea del equipo femenino en la temporada 2013-2014. En la temporada 2014-2015 participa en liga Castilla y León.

Igualmente ocurre con la escuela. Tras unos años de experiencias y diez de un fantástico torneo infantil, alevín y benjamín, en 2013 lo intentamos y en 2016 lo retomamos.